Historia de los gemelos



Los gemelos han sido un elemento básico en la moda masculina durante unos 800 años, han añadido un toque de fantasía y originalidad a los armarios de los hombres y a los estilos formales de los hombres, más o menos como lo hacen las corbatas.


Por lo general, se componen de dos partes, o de una parte circular con un pivote en la parte posterior. La parte delantera puede tener diferentes formas y estar hecha de una variedad de materiales, entre los que se encuentran el oro y las piedras preciosas, lo que hace que los gemelos sean verdaderas piezas de joyería.


Los gemelos siempre han sido un símbolo de elegancia y poder: los jeroglíficos antiguos encontrados en la tumba de Tutankhamon son prueba de su uso en pulseras de cuero.


Entre las primeras evidencias de su existencia, podemos remontarnos a la época posterior al Renacimiento, cuando los gemelos, que entonces se llamaban 'botones de manga', aparecen en los gemelos de los hombres pertenecientes a la alta burguesía y la aristocracia británica.


Los sastres comenzaron a usarlos para decorar las mangas de sus clientes más ricos, para sustituir las cuerdas y las tiras que solían abrochar los puños. Con la ayuda de joyeros, usaron una gran variedad de materiales, desde plata hasta oro y piedras preciosas, para mostrar su status quo.
El uso de los gemelos se hizo cada vez más popular incluso fuera del Reino Unido y llegaron a Francia; en los círculos aristocráticos se convirtieron casi en una pieza obligada para los outfits. Eran el detalle irremplazable, refinado y codiciado de hombres poderosos. Es en Francia donde cambian sus nombres y, por primera vez en 1788, se llaman "gemelos".


Al final de la era napoleónica, Faberge’ perfeccionó la técnica de la joyería esmaltada y comenzó a exportar sus productos a todo el mundo. En 1845, los gemelos aparecieron por primera vez en la historia de la literatura en El conde de Montecristo, de Alexandre Dumas, donde describe las muñecas elegantemente adornadas del Barón Danglars.

Durante la revolución industrial, con la llegada de las primeras máquinas que producían botones, y con el posterior uso de materiales más baratos, los gemelos se hicieron asequibles para todos.


Sin embargo, asociarse con outfits extremadamente elegantes y ocasiones muy formales no ayudó a los gemelos y su uso disminuyó hasta que casi desaparecieron en la década de 1950.


Los años 80 representan el renacimiento. Los gemelos son traídos por diseñadores y sugeridos para ocasiones importantes como bodas y ceremonias, así como para situaciones y eventos casuales, informales y relajados.


Hoy en día, los gemelos son utilizados más informalmente por profesionales jóvenes, a quienes les encanta cuidar cada detalle de su estilo.


No products

To be determined Shipping
0,00 € Total

Check out